Una segunda oportunidad
Enero / Febrero 2023 | Un Poder Superior | Experiencia, Fortaleza y Esperanza

Una segunda oportunidad

Hice contacto por primera vez con el alcohol a la edad de nueve años, en la casa vecina de un amigo. No tomé tanto pero, como era todavía un niño, me pegó tan fuerte el alcohol que al querer cruzar la cerca quedé atravesado en ella. Recuerdo nada más que mi madre me golpeó por haber tomado. Para mí, lo hice por curiosidad,  nunca pensé que probarlo sería el inicio de una carrera alcohólica que con el tiempo se me iba a hacer crónica.

Fui creciendo y yo tomaba más seguido. Recuerdo que a la edad de doce años comencé a trabajar por fuera para traer dinero a la casa para sustento de la familia. Le daba el dinero a mi madre pero ella me dejaba la mitad. Entonces, empecé a tomar más seguido, y como jugaba soccer y me gustaba el ambiente, comencé a tener varios amigos mayores que tomaban bastante, pues yo también empecé a tomar más.

Ya cuando cumplí quince años de edad tomaba bastante y aguantaba mucho. También probé por primera vez droga y fue otro mundo diferente comparado con el alcohol, y así como yo iba creciendo, crecía mi enfermedad. Yo decía que era un vicio o una maña. Hasta llegué a pensar que lo había heredado de mi padre.

Yo no tuve una niñez como cualquier niño normal, la vida me hizo madurar a temprana edad. Mi madre siempre me decía que dejara eso, que no fuera como mi padre, pero nunca le hice caso y me fue como en feria. Tuve muchos problemas sociales, económicos, familiares y espirituales.

Hoy en día gozo de unas cuantas 24 horas de abstinencia y puedo ver la diferencia entre la vida de antes y la de hoy. Le doy gracias a Dios que me hizo llegar a Alcohólicos Anónimos, porque mi vida hoy es totalmente diferente, y puedo decir que no me hace falta el alcohol para ser feliz, vivo el día de hoy como si fuera a ser el último. Gracias Dios por darme una segunda oportunidad.

¿tienes algo que quisieras compartir con nosotros?

¡Queremos escuchar tu historia! ¡Envíanos tu historia o foto y esta podría ser publicada en una próxima edición de la revista La Viña!

comparte aquí